Archivo de la etiqueta: corporacion cies

UN SUEÑO HECHO REALIDAD

125276_grande_pcXkzZHNAproximadamente hace 33 años me preguntaban  ¿qué quiere ser cuando grande? , y mi respuesta siempre fue: “Profesora”. Es así que cuando jugaba con mis muñecas estas eran mis estudiantes, yo era la profesora y el tablero era una hoja de cuaderno pegada en la pared.

Cuando estaba cursando Quinto de primaria era necesario pensar en qué colegio del estado me iba  a inscribir para ingresar a bachillerato , gestionando así mi mamá la inscripción en la Normal Distrital María Montessori, pues estudiando allí podría ser profesora , porque en aquel tiempo mi mamá veía la necesidad de que pudiera salir de bachillerato con un título para poder trabajar , pues ella no me podría pagar una carrera universitaria, es sí que era necesario adquirir este cupo y la única manera de lograrlo en aquella época , era presentando allí el examen del ICFES , siendo este un momento de mucha ansiedad , esperando los resultados en un formato donde debía decir el puntaje y el sitio donde se asigna el cupo ¡ Qué alegría cundo vi en dicho formato: Cupo asignado para la Normal Distrital María Montessori!.

Allí disfruté mi época de bachillerato, pero aún más cuando en octavo grado inicié la práctica docente ¡qué emocionante, era para mí ir a la anexa para practicar, posteriormente la práctica rural y luego la práctica en educación especial, la elaboración de mis primeras planeaciones , y todo este ambiente educativo que día a día hacía que me enamorará más de la docencia, esto se daba más cuando frente a mí habían maestros modelos a los que yo quería imitar y quienes aún admiro .

Pero bueno esta etapa se estaba terminando y ya mis compañeros comenzaron junto con sus padres a visitar universidades  donde podrían hacer su licenciatura, la universidad más nombrada era la pedagógica, umm… un sueño para mí poder entrar allí a estudiar Licenciatura en Preescolar y después poder poner mi propio colegio, me decía a mí misma. Pero solo era un sueño, porque mientras mis compañeros se estaban inscribiendo en las diferentes universidades yo ya empezaba a buscar trabajo porque en vez de estudiar tendría que trabajar para ayudarle  a mi mamá , pues ella ya no podía seguir sola con las responsabilidades económicas, además ya era hora de ir mejorando nuestra calidad de vida tendría que comprar una estufa de 4 puestos a gas para dejar de lado la de gasolina de dos puestos, quería comprar un TV a color pequeño para dejar de lado uno viejo de tubos que nos habían regalado y entre otras necesidades buscar arriendo en un mejor estilo de vivienda, entonces no había más que hacer… “Tenía que trabajar, en lugar de estudiar”…

Me gradué de la Normal con el Título de Bachiller Pedagógico en el año 1989 y de inmediato me inscribí en el Escalafón Nacional Docente y con estos dos documentos comencé  a trabajar en un excelente colegio donde me dieron la oportunidad de adquirir experiencia e iniciar a trabajar como docente  ¡ Qué emoción ya era profesora! Pero en mi corazón había algo de tristeza porque no podía ir  a la universidad como mis compañeros, entonces a los tres años aproximadamente decidí entrar a estudiar a INESCO, Comercio Exterior¸ pero en el segundo semestre me pasé a Contabilidad, tenía que estudiar algo y este sitio se acomodó a mi presupuesto, a los tres años recibí el Titulo de Auxiliar Contable , pero… no me sentía satisfecha pues no era lo que yo quería y en lo que me lamento es que en vez de haber hecho este técnico lo debí haber hecho en preescolar, pero no sabía que existía esta modalidad; bueno, sin embargo gracias a Dios yo seguía trabajando en  lo mío, en la docencia. Año tras año me iba ubicando cada vez en una mejor institución, sin embargo me sentía muy triste porque mis compañeras eran licenciadas y yo nada que lo lograba, pues precisamente sin este título no podía alcanzar buenos salarios y me seguía siendo difícil pagar el semestre en una universidad.

Un día en un grupo de trabajo de un foro me enteré que existía una universidad con horario, en aquella época, flexible y podría estudiar solo los sábados y además el semestre no era muy costoso, así que me inscribí y entré a estudiar allí, era la Fundación Universitaria Luis amigó” me sentía muy emocionada de poder pisar una universidad, yo ya me había casado y mi esposo me ayudó a pagar algunos semestres. Fueron 6 semestres es decir tres años muy felices, aprendí mucho…comprendí la importancia de leer y me comencé a interesar por la redacción, estaba avanzando en mis conocimientos pedagógicos especialmente en el desarrollo humano y en la formación en valores, pero…. esta felicidad no duró mucho, en el año 1999, tuvimos una crisis económica tan grande que casi perdemos la casa, fue necesario trasladarnos a Villa de Leyva y arrendar la casa para poder salvarla, entonces adiós universidad, ni modos… no podía seguir estudiando. Pero igualmente gracias a Dios allí en Villa de Leyva pude seguir trabajando en un colegio con directivos de excelente calidad humana quienes me dieron fuerza y apoyo para continuar adelante, allí en este pueblo sobresalí como una buena docente, fui muy reconocida y esto subió mi autoestima, sentí que como docente alcancé allí algunos logros, lo cual me motivó para volver a intentar con la realización de una Licenciatura.

Un año después regresé a Bogotá, volví a mi casa y continué trabajando en un colegio durante 6 años, donde me decían que no me preocupará por ser Licenciada pues que esto no era importante, trabajaba en un horario de lunes a viernes de 6 a 6 y los sábados medio día, entonces veía muy limitado el tiempo para estudiar, estando así oprimida durante este tiempo.

Al fin tomé la decisión de retirarme. Ingresé a trabajar en un colegio de Fontibón, donde me dieron la oportunidad de ser coordinadora, allí una compañera me regló una beca para estudiar inglés en CIES, y así fue que ingresé a tan maravilloso sitio….Al poco tiempo de estar estudiando allí inglés, vi un aviso que anunciaba la Licenciatura en Preescolar y pensé… este es el momento en que Dios me está dando la oportunidad de algo que yo había deseado hace mucho tiempo; me inscribí muy emocionada para este programa pensando desde un comienzo en poder llegar hasta el profesional sin conformarme con el técnico. Al comienzo cuando los módulos eran a $ 10.0000, fue un poco fácil, inclusive durante el técnico pude estudiar de a 2 materias , pero a medida que avanzó el tiempo y cuando subieron los módulos fue más difícil, mi esposo me ayudó con los módulos durante los primeros 4 años, recuerdo que los viernes madrugaba a trabajar con su carro , exclusivamente para el módulo que yo debía pagar el sábado siguiente y para los pasajes, en alguna ocasión estaba muy enfermo y a pesar de que le dije que no se fuera a trabajar así , la respuesta de él fue “ tengo que ir para conseguir lo de su módulo . “Esto nunca lo olvidaré”.

Faltándome 5 materias para terminar el profesional tuvimos de nuevo una crisis económica muy grande, ya no estaba el carro con el que mi esposo trabajaba para pagarme los módulos, entonces “qué tristeza” no podía seguir estudiando. De nuevo sentí en mi corazón un dolor muy grande. Durante un mes no pude volver a CIES. Al mes siguiente mi esposo me dijo que como fuera debía reiniciar mis estudios, pero este mes fue muy difícil , pues en esta época el grupo estaba tomando doble materia y cada sábado eran $60.000 más pasajes y almuerzo, entonces al mes siguiente debía retirarme de nuevo, pero me acerqué a donde el decano para solicitarle dejarme entrar a clase con el compromiso de pagarle a los ocho días y así fue entré ese sábado a clase y me fue necesario conseguir dinero prestado para poder pagar y continuar estudiando este mes.

Se llegó el seminario de grado, no podía faltar ningún sábado y como siempre… otro obstáculo, en el colegio donde trabajaba tenía que asistir un sábado cada mes  y según ellos no podían hacer excepciones conmigo, me encontraba en un dilema: o termino la Licenciatura o sigo trabajando; entonces fue necesario renunciar allí, donde había trabajado durante 4 años e irme a trabajar a un colegio por menos sueldo, pero así podría lograr terminar con esta última etapa de mi licenciatura.

Doy gracias a Dios por poner en mi camino a CIES, la corporación que me abrió sus puertas para que hoy yo pudiera decir: “Por fin soy Licenciada” después de tantos años de lucha y a Don Luis Criollo porque sin la labor social de él yo no hubiera podido ser Licenciada, pues mis recursos económicos  no me lo habían permitido.

Gracias Don Luis porque los pobres si podemos ser profesionales en su Corporación. Mil y Mil gracias, y estoy segura que así como yo , hay miles de personas a las que no nos cabe en el corazón la emoción que sentimos al agradecerle por darnos la mano para poder cumplir nuestro sueño.

Dios lo bendiga

Licenciada Francy Nahir Martínez Ortiz

Anuncios
Etiquetado , , , , , , ,

ES SOLO EL COMIENZO

CIES solución educativaHe aprendido a conocer y a vivir lo que es CIES para muchos de nosotros, los que hemos tenido la oportunidad de estar allí, un hogar de puertas abiertas, con nuevas oportunidades,  brindadas a aquellos que realmente quieren cambiar un futuro pero no solo de sus familias, si no de un país entero. ¿Cómo no querer estar en un lugar donde su prioridad es el desarrollo de las personas? Una institución la cual ve en sus estudiantes la nueva era del mundo y  por ello nos preparan día tras día  basados en principios de calidad, responsabilidad, ética  y excelencia educativa.

Al comenzar mi programa mis expectativas eran principalmente fomentar los conocimientos de inglés pero además de ello me encontré con personas magnificas las cuales hicieron que cada día de clase fuese mucho más gratificante, ya que cada día y junto a ellos aprendía cosas nuevas. Debo decir que no solo me formé con un idioma que además de todo será de gran ayuda en mi vida profesional, por el contrario me formé como una persona con capacidad intelectual y con valores fundamentales los cuales sé que me servirán como base para enfrentar cualquier reto que se me anteponga en el camino (una mujer integral).

Al ver toda esta situación de que algunos pocos estaban actuando por una generación de jóvenes, niños y adultos de Colombia, por cambiar un pueblo de mentalidad baja, me llena de alegría y motivación para trabajar por lo que se está construyendo. Mi visión se amplía, cambia mi forma de ver el mundo pero también me permite pensar en soluciones adecuadas para dar la mano al que más lo necesita.

CIES marcó huella en mi vida y probablemente en la de cada estudiante. Nos brindo nuevas esperanzas de triunfar y de ser nuestra mejor versión. SOMOS LA SOLUCIÓN

Alejandra Acosta Valencia

Estudiante Inglés avanzado, CIES sede principal.

Etiquetado , , , , , , , , , , , , ,

En memoria de Janeth, estudiante CIES.

Familia CIES

Son las 3 de la mañana y su vista se pierde a lo lejos por el marco de la ventana que apunta hacia la calle vacía, la soledad de ese momento contrasta con la tormenta desatada en su interior, las dudas, las certezas, los miedos y los conflictos que no dejan dormir.

Existe una sola idea en su mente, seguir estudiando, educarse, aprender, cumplir esa meta que se ha propuesto contra viento y marea, no darse por vencida porque los segundos avanzan, los minutos no dan descanso y las horas pasan como una corriente de agua que no se detiene. Por qué se siente feliz en CIES me pregunto yo si nadie conoce su dolor, si la sonrisa de su rostro oculta el padecimiento insoportable. Durante mucho tiempo todos los martes cumplía su cita a clases queriendo aprender algo nuevo con la voluntad de quién pelea una guerra ganando una batalla a la vez, las matemáticas, los lenguajes de programación y todas las materias que veía le abrían un horizonte de conocimiento deslumbrante.

Sus compañeros, los más íntimos, conocían el trasfondo de aquella situación y se convirtió en ejemplo para ellos, es increíble pensar que cada salón de CIES es una manada que se conoce, se cuida y se apoya, en aquellos salones nacen amistades y se entretejen vidas que se acompañan durante este corto camino de preparación y educación.

En el día de su grado sus ojos brillaban, la alegría contrastaba con sus problemas en casa, se extrañaba la compañía de su amado pero al fin y al cabo era el logro de tanto esfuerzo, tal como lo hacen muchos de nuestros estudiantes que construyen sus sueños paso a paso, sembrando en la tierra ciesista para recoger frutos de valor y dignidad.

Hace unos meses esa luz se apagó, la enfermedad agresiva acabó con esa vida, hasta el último momento CIES fue su segundo hogar, su sonrisa se recuerda, sus ganas de estudiar nos motivan y nos recuerda que el tiempo es corto, que la amistad existe y que las ganas de luchar nacen del corazón de las personas que no pierden la esperanza.

Cuantas historias tiene CIES para contar, en su gran mayoría son historias de esperanza por un mejor futuro, un futuro que se labra con las propias manos y no uno que se promete con palabras que se lleva el viento, cada historia es importante porque deja una enseñanza, porque deja huella en cada uno de nosotros y nos hace recordar la razón por la que existimos, construir un mejor país.

En memoria de Janeth, estudiante de Sistemas CIES.

Franky Carrillo

Coordinador de Sistemas y Diseño Gráfico

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Colombia, por una educación de calidad

Según el más reciente balance del Banco Mundial, Colombia es una de las naciones Latinoamericanas con mayores brechas sociales a pesar de sus positivos avances en la disminución de la pobreza según el informe ‘Ganancias sociales en la balanza: un reto de política fiscal en América Latina y el Caribe’ se le hacen algunas recomendaciones a la Nación donde toma gran relevancia el deber que tiene el Estado para garantizar el ingreso a una educación de calidad de forma equitativa incrementando así las posibilidades para la primera infancia.

Frente a las apreciaciones del informe el profesor Jonathan Caro Parrado Licenciado de Ciencias Sociales de la Universidad Pedagógica de Colombia, graduado en 2012, actualmente coordinador del Centro de Estudios Geográficos Leonardo Pérez Castillo, perteneciente al colectivo “Sin Memoria Muero” y participante de la Mesa Amplia Nacional Estudiantil- MANE respondió:

¿Cuál es el contexto de la educación en Colombia?

La educación en Colombia es una apuesta desde lo gubernamental donde se busca las mejores de esta, sin embargo el problema radica en el que estas mejoras se quieren hacer desde una mirada económica de competitividad, entonces estos nos lleva a tratar de imitar experiencias educativas exitosas como las de Finlandia, Alemania y Japón pero que para un país como Colombia no funcionan.

Entonces se habla de la baja financiación de los procesos educativos, de la falta de conocimiento del contexto de los niños niñas y jóvenes que asisten a la escuela, y de deficientes garantías para los profesores de básica primaria y secundaria.

¿Los métodos educativos que se utilizan son los adecuados?

Nosotros no podemos experimentar con recetas que no se acoplan a la realidad colombiana y se debe partir que desde la preparación de los maestros, y la inversión en educación es muy baja, entonces estos métodos no generaran los mejores resultados.
Pero la reflexión debe ser cual es el verdadero proyecto de nación que tiene Colombia, y si se le apunta a una educación técnica o tecnológica o para hacer empresa.

¿Cómo se puede obtener una educación de calidad para el país?

Se debe resaltar, que desde el informe la fundación Compartir titulado ‘Tras la excelencia docente, no se puede determinar desde las tempranas edades quien tiene vocación para ser maestro, sin embargo lo que se puede hacer es trabajar por cultivar unas propuestas pedagógicas como se hace en las escuelas normales pero también se debe trabajando desde lo disciplinar.
Se debe exigir más requisitos para los profesores que llegan a enseñar a básica primaria, ya que en este país con solo ser normalista para dictar una clase, pero reitero que se le deben dar garantías desde lo laboral.
La escuela no puede ser una guardería en donde los niños pasan horas aburridos, si no que se debe convertir en un espacio de transformación donde desde las directivas se piensen en unas dinámicas diferentes para la enseñanza, porque las nuevas generaciones no se pueden formar a partir de un modelo que cumple más de 50 años.

¿Por qué la educación puede ser un motor para la disminución de las brechas sociales?

Las brechas sociales se disminuyen, cuando exista una educación unificada en donde no se le enseñe al de los andes que puedo ser el dueño del mundo, mientras que en otra universidad se le enseñe a ser un buen empleado y a pesar de los planes existencialistas de el Estado como de cero a siempre estos son solo paños de agua tibia, pero todos los que hacen parte de estos procesos educativos debemos apostar por una educación con mayor igualdad.

¿Qué debe hacer el Estado para el mejoramiento de la Educación?

Lo primero que se debe hacer en generar más inversión para la educación y desde allí se puede partir para estas mejoras, desde mi postura a los chicos se les puede desde cada docente generar alumnos más críticos, con posturas que contribuyan a los procesos sociales.

¿Qué modificaciones se deben realizar en los procesos académicos de la básica primaria?

Lo principal es trabajar en el pensamiento lógico matemático y en la comprensión lectora, para unos procesos educativos mas consolidados, y desde los maestros ellos no deben saber de todo si no especializarse y generar contenidos más rigurosos, pero a la vez más didácticos.

¿Cómo se puede integrar a la sociedad civil para contribuir a las mejoras de la educación?

Lo primero que debe hacer la sociedad es dejar la apatía por los temas de participación ciudadana y sus realidades, concientizándose que la educación es un proceso a largo plazo que debe contribuir en el mejoramiento de los niños.
Además los padres se deben apropiar de las instancias de participación, como las juntas de padres de familia, consejos estudiantiles, la juntas directivas del colegio que junto a profesores, rectores, estudiantes y padres, articulen programas que construyan una educación mas acorde las necesidades del país.

¿En Latinoamérica existe algún modelo educativo que le pueda servir en Colombia?

En Colombia ya existen modelos educativos que le apuestan a ese cambio y ese mejoramiento, solo para mencionar un ejemplo se puede hablar de los procesos de educación propia que se viene desarrollando en el Cauca, donde se le enseña a la comunidad procesos académicos mas a acordes con las necesidades de la comunidad, es tan exitoso este proceso que ya se conformo la Universidad NISAC donde todos los saberes de la población se integran a cada una de las materias que se ven desde el colegio, que en fin de cuentas es la verdadera labor de la educación, que es preparar al hombre para la vida.

Las escuelas zapatistas también pueden servir porque estas tienen un grado de humanización que puede contribuir en todos estos procesos de apropiación de una verdadera cultura y un mayor conocimiento de lo que somos y lo que se puede hacer.
El profesor concluye diciendo que se debe trabajar por una educación superior que desarrolle planes de contingencia para la educación de las nuevas generaciones, y que este proceso puede a su vez contribuir para la reducción de la desigualdad cultural, económica y social de Colombia.

Por:  | marzo 06, 2014
Publicado en: www.las2orillas.co

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

CONSTRUYENDO UN MUNDO DE OPORTUNIDADES PARA USTED

Estudiante CIES inglés bucaramagaCuando conocí a la Corporación Iberoamericana de EstudiosCIES revivió mi sueño y anhelo de aprender inglés, pues había gastado mucho dinero sin éxito alguno. Actualmente estoy aprendiendo inglés y cada sábado me deleito en mis clases con la familia CIES. Merece reconocer la importante labor en la enseñanza del idioma inglés, con su metodología debido a que hoy es un requisito para la comunicación de la población por la globalización de los mercados, las ciencias y las tecnologías.

Hoy, cuando la educación y formación en Colombia se ha convertido en negocios lucrativos con objetivos económicos muy ambiciosos y el factor social es desplazado a un plano muy lejano, me sorprendí al encontrar a CIES, institución comprometida con la población más vulnerable supliendo las necesidades y carencias económicas, sociales y emocionales de los menos favorecidos, ofreciendo programas de formación para el trabajo y el desarrollo humano, aportando a la sociedad un impacto invaluable a futuro, construyendo paso a paso un legado preciado que será reconocido por las actuales y futuras generaciones, mediante esta noble causa con responsabilidad social.

Las oportunidades que ofrece CIES abriendo sus puertas para la formación integral en programas técnicos y académicos a la población con su modelo educativo flexible y de fácil acceso en horarios, mínimo costo, sin restricciones de edad, estrato socioeconómico, nivel académico, raza, etnia, religión, creencia política, entre otras, desarrollando habilidades y competencias laborales facilitando a las empresas recurso humano competente y a los individuos integrase a la vida productiva mediante un empleo o a través de su propia empresa mejorando sus ingresos y por ende la calidad de vida de sus familias.

Una de las herencias o legados más importantes para la sociedad es la formación intelectual integral con valores que ayuden a fortalecer la familia como su núcleo en un mundo cada vez más exigente, con menos oportunidades y donde CIES construye con su incansable labor, esfuerzo y paciencia. Allí nos formamos los que queremos mejorar cada día como personas y que soñamos con prepararnos para ayudar a nuestras familias, a los que nos rodean, y al mundo que tanto lo necesita. Cabe resaltar el reconocimiento de la calidad de su nivel académico y nuestro deseo es que muy pronto esta importante institución llegue a cada rincón del pueblo colombiano donde tantas personas sueñan con un mundo mejor tanto para ellas como para sus hijos.

María Ismenia Suárez Asela

Estudiante del programa de Inglés

CIES Bucaramanga

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

ESOS 10000 PESOS FUERON MI MEJOR INVERSIÓN

Estudiante CIES BucaramangaUn día, como cualquier otro, llegué a mi casa cansado de una larga jornada y justo cuando pasaba por mi sala, sobre el comedor había un panfleto de una organización que ofrecía becas de diferentes carreras académicas, escéptico pregunté:” ¿Quién trajo esto? Y la tierna voz de mi madre susurró: “yo lo hice, unas compañeras del trabajo me lo dieron y podría ser la oportunidad para que hables inglés”; sonreí enseguida y lo guardé.

 A la mañana siguiente cuando salí de la universidad, decidí averiguar más al respecto; caminando emotivamente  llegué a la CORPORACIÓN IBEROAMERICANA DE ESTUDIOS  y enseguida supe que algo grandioso estaba por ocurrir, no podía creer que por 10000 pesos tendría en mis manos la valiosa oportunidad que anhelaba, pasaron los días y tuve la inmensa fortuna de conocer a mi docente AIDER PESCA quién ha entregado, con gran alegría, todo su empeño para enseñarme lo más importante acerca del idioma que puede abrirme una infinidad de puertas en mi vida laboral: el inglés.

Siempre había visto este idioma como un gran obstáculo algo que sólo unos pocos manejan, hoy con 29 sesiones cursadas siento que he dado pasos agigantados y que estoy cada vez más cerca de alcanzar mis sueños; pero no sólo puedo hablar de mi desarrollo cognitivo, debo destacar los factores humanos que han hecho de mi estadía algo agradable en CIES, dentro de los cuales destacan el acompañamiento constante de los directivos y profesores, velando incansablemente por cumplir con las metas propuestas en los diversos planes de estudios que ofrecen,  la amabilidad con la que atienden a los diversos interrogantes que se presentan a diario y la fraternidad que encuentro  en mis compañeros de clase con los que he reído y aprendido enormemente.

Noche a noche he descubierto en esta increíble familia el apoyo y afecto que me han de llevar muy lejos en mi formación académica y moral. Es difícil imaginar que tu vida puede cambiar de un momento para otro, ahí enfrente hay muchas puertas que al abrirlas podrías hallar lo que siempre has buscado, sólo necesitas tomar la decisión de atreverte a intentarlo.

Fabián Leonardo Monares Bueno

Estudiante del programa de Inglés CIES

CIES Bucaramanga

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Un Cambio en la vida

CIES estudiantes bogotáSiempre me he preguntado si CIES sabe cosas personales de sus estudiantes; o simplemente no se da cuenta del enorme cambio que ha hecho, que hace y que hará en sus alumnos; no es un reproche ni mucho menos, pero como experiencia personal puedo decir que CIES me cambió la vida. Muchas veces en nuestro diario caminar tenemos acciones o actitudes que nos cambian la visión de las cosas, otros por el contrario se encuentran con personas que le dan un giro de 360 grados a sus vidas, y otros en los que me incluyo, encontramos sitios que prevalecen en la integridad, que respetan al ser humano por lo que es y proveen de oportunidades para salir adelante.

Todos los estudiantes en CIES y en todas las universidades somos un mundo diferente, con caminos paralelos pero siempre distintos, con historias de desesperanza, dolor, alegrías, etc., que de una u otra manera han formado nuestro carácter y nos han hecho ser las personas que somos hoy en día.

Soy Estudiante de Administración, y por muchas cosas, es lo que me gusta estudiar. La calidad y calidez de sus docentes más que una universidad me han hecho sentir parte de una familia, que se ha venido creciendo y que espero que crezca mucho más, porque más que merecido, es algo necesitado para tantos que como yo lo estaba buscando.

No sé, si sabe CIES, que muchos de los que estudiamos acá tenemos historias difíciles, hay personas de todos los estratos, de muchos lugares de Colombia, pero todos siempre tenemos el mismo fin: ya que nos das la oportunidad de estudiar, es nuestro deber dejar el dolor atrás y simplemente mirar hacia adelante buscando la culminación de nuestro proyecto de vida. Cuando comenzamos habían muchas dudas que nos inquietaban y aunque nunca faltaban los problemas, muchas veces llegábamos con ellos a clase y recuerdo una frase de Darío Duque profesor de “Fundamentos de Administración” que decía: “si no tiene tiempo para estudiar y si para trabajar, trabaje; si no tiene tiempo para trabajar y si para estudiar, estudie; pero no traiga ni al trabajo ni a la universidad problemas, traiga soluciones para combatir esos problemas que tiene.” Y CIES se ha convertido en una solución, en una meta, en un camino por seguir.

Hoy, simplemente somos estudiantes de CIES, mañana seremos los profesionales egresados de una Institución con inclusión social y con la convicción de que “construyendo un mejor país” se hace realidad a cada momento y se ve reflejado en nosotros.

No hay más sino agradecimientos por permitirnos ser parte de esta gran institución y augurando muchos éxitos para todos los que conformamos esta gran Familia.

Andrés E. Lopera Arango

Estudiante de Administración

CIES Bogotá, Sede Principal

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Mi experiencia personal

Estudiante CIES caliCordial saludo a todas aquellas personas que forman parte, al igual que yo, de la familia CIES.

Quiero manifestar mi agrado  por formar parte activa de la Corporación Iberoamericana de Estudios CIES, de la sede de Santiago de Cali, ingresé a la institución inscribiéndome para el programa de Administración de Sistemas, siendo mi primera clase  el diez   de Agosto del año 2013.

Como experiencia de mi estadía aquí, les quiero comentar lo que he aprendido de cada docente que he tenido hasta el momento. Iniciaré con el profesor LUIS ALFONSO RAMÍREZ, quien con sus conocimientos en informática me hizo reflexionar que normalmente nosotros tenemos la tecnología a la mano, pero no nos ocupamos de conocer que es lo que estamos empleando, cuál es el origen de las cosas, sus funciones, sus características, sus beneficios, etc.,  sino, que simplemente lo que hacemos es sacar provecho de todo y no más; el Ingeniero JAIME PACHÓN, en quien observé un compromiso serio y admirable  como persona y como docente, le  reconozco que sus aportes fueron muy interesantes, ya que tenía la idea errónea de que la palabra SISTEMAS, solamente implicaba manejo de computadores y lo relacionado con ellos; enfatizó en nosotros que la lectura es un hábito que no se debe perder; el profesor CARLOS GÓMEZ, quien con su juventud a favor, muestra un espíritu crítico y analítico, exploró en nosotros las capacidades creativas para formar parte interactiva en el desarrollo de las clases; el abogado CAMILO RESTREPO, quien siempre me mantuvo pendiente de todo lo que decía en clase porque tenía claro que eso iba para evaluación al final de la jornada y solamente tenía, lo que yo consideraba el  “minuto de Dios” para poder refrescar la memoria. Cuando nos dijeron que el siguiente módulo que íbamos a cursar se llamaba CONSTITUCIÓN POLÍTICA, pensé  que sería la materia más aburridora del programa, pero nunca me imaginé que iba a ser tan interesante. Y finalmente,  el profesor FERNANDO DELGADO, el bacán de los profesores, quien se caracteriza por ser tranquilo, divertido, descomplicado y le agrega a las clases un toque picante; tiene además, bien claro que  “el rojo se lleva es en la sangre.

A todos ellos gracias, sus aportes han sido muy enriquecedores en mi vida, ya que ejerzo la profesión de docente de básica primaria y de todos he aprendido algo interesante para aplicar  a mi labor.

Afectuosamente,

Olga Lucia Arcos Noguera
Estudiante de Sistemas

CIES Cali

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

CIES es sueños y corazón

bucaramanga CIES estudianteLes escribo con toda sinceridad, estas palabras que realmente nacen de mi corazón, para que lo tomen como ejemplo, y jamás permitan que nadie absolutamente nadie trate de frenar sus sueños…

Hace siete meses, llegue a CIES ansiosa, temerosa, con muchas expectativas, dispuesta a sacrificarme a sabiendas que mi tiempo era poco, por el trabajo, mis dos hijos, y mi esposo. Por ello a medida que iba avanzando mis ánimos se minimizaron a tal punto que pensé en no regresar. Pero luego de recorrer un sinnúmero de obstáculos que marcaron de forma significativa mi vida, aterrice por fin y comprendí realmente la importancia de estudiar la carrera que siempre había querido, y que CIES me estaba abriendo sus puertas para que hiciera realidad mi sueño “ser una excelente docente”.

Desde ese preciso instante mi mente dio un giro importante entendí que la variedad de profesores que habían pasado por mi salón de clases me habían enseñado diversidad de conocimientos de forma especial cada uno a su manera y convicción, conocimientos que más adelante se los transmitiría a mis futuros estudiantes dejándoles una huella positiva, así como cada uno de mis profesores, la han dejado en mi.

Aprendí a ser más tolerante, mas paciente, a respetar las opiniones así no estuviese de acuerdo con muchas de ellas. A entender que cada una de mis compañeras a pesar de  tener personalidades diferentes perseguían un sueño al igual que yo, y posiblemente esas diferencias era lo que nos hacia especiales, porque si bien se que nuestra formación es individual, no podríamos llevarla a cabo si no trabajamos en equipo.

Hoy día le otorgo un valor especial a CIES porque nos da la oportunidad de estudiar a un precio módico,  sin importar nuestra edad, prueba de ello el ejemplo tan enriquecedor, que tenemos en nuestro grupo de Preescolar, a doña María Antonia quien a sus 58 años es nuestro más fehaciente ejemplo de superación.

Gracias CIES porque en esta institución aprendí, que solo yo, tengo el poder de decidir,  que soy la responsable de mis éxitos y quizás de mis fracasos, y la única forma de lograrlo es dotar mi mente de pensamientos positivos, manteniendo una actitud  profunda de confianza y esperanza en mis propias realizaciones.

 

Carmenza Hernández Ayala

 Estudiante del  programa de Preescolar

CIES Bucaramanga


Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

SE ABRE LA PUERTA DEL APRENDIZAJE, SE ABRE LA PUERTA DE CIES

Estudiante CIES CaliÉrase un 25 de Septiembre del año 2012, yo estaba realizando unos trabajos del colegio en la casa de un compañero cuando su madre se me acercó y me dio un papel con una propuesta que iba a darle un giro a mi vida, era la beca que abre las puertas al grandioso mundo del aprendizaje en CIES; muy interesado en la información que contenía esa hoja, me dirigí al computador para buscar datos que me pusieran en contacto con la sede en Cali.

Ya con el número telefónico en frente muy entusiasmado tomé el teléfono y marqué, sonaba un pito cada aproximadamente 2 segundos el cual lo único que me generaba era incertidumbre esperando la voz de una secretaria que me aclarara muchas dudas que tenía con respecto al ingreso a la institución. Luego de 20 segundos de ese momento tan escalofriante por fin escuché una voz muy femenina que me dijo: “Cies Cali, muy buen día”, con la voz un poco ida pero con la convicción de que esta era una gran oportunidad que iba a fortalecer mis conocimientos contesté, “Muy buen día señorita” y posteriormente pregunté sobre el ingreso a la educación en tal institución; me dijo que fuera para aclarar todas mis dudas.

Muy entusiasmado acudí inmediatamente a donde mis padres a comentarles sobre lo sucedido dejando en inconcluso mi tarea del colegio; ellos un poco intrigados con lo que les dije pero empeñados en que lo primero era mi futuro decidieron llevarme a tal institución nombrada por mí y que ellos apenas conocían.

Al otro día a las 7:30 de la mañana llegando a la sede me recibe el señor quien cuida la última puerta que me apartaba de la secretaria que era la persona central que necesitaba en ese momento, me mandó a la secretaría y ahí si me dije: “Llegó el momento Daniel”, saludé a la secretaria, ella entrelazó su mano con la mía y a partir de ese saludo supe que tenía la confianza y toda la oportunidad de preguntar todo lo que quisiera con respecto a lo que había planeado; empecé a tener una conversación con dicha mujer con el único fin de conocer los requisitos para entrar a estudiar a tan magnifica institución. Luego de tantas dudas aclaradas y con la decisión clara, me entrega un papel el cual estaba 100% seguro de diligenciar, pues sí, era el formulario de inscripción; estaba a un solo paso de asegurar un futuro mejor y obviamente, entusiasmado, lo firmé. Y la señorita me dijo: “Comienzas clases el 7 de Octubre”.

Ese domingo llegué temprano a la institución y muy esperanzado me reuní como todos en el auditorio en donde el rector nos daba los últimos tips para comenzar con las clases, ese fue un día fenomenal: conocí personas nuevas, inicié un gran sueño… Después de más de un año ignorando los obstáculos y esfuerzos, pero también agradeciéndole a los mismos, puedo decir, soy estudiante de sistemas y pertenezco a la Familia CIES.

Daniel Stiven Posada Buriticá

Estudiante de sistemas

Cies Cali

 

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,